El laboratorio adquirió la solución Cognos BI de IBM que le permitió unificar y administrar múltiples herramientas y orígenes de datos, resultado de la gran cantidad de adquisiciones que Bayer realizó desde 2005.

Bayer necesitaba consolidar los procesos llevados a cabo en los diferentes países en los que desarrolla sus actividades y disminuir los errores por la carga manual de datos en distintos formatos. Por esa razón, IBM ofreció las soluciones de Cognos BI que implementó junto a su asociado de negocio KM. Esta optimización permitió la disponibilidad inmediata de la información de mercado para la rápida toma de decisiones, estandarización de reportes, cubos y dashboards, disminución de costos de infraestructura, licencias y consultoría.

Además Bayer pudo abarcar más requerimientos con menos presupuesto local y brindarles las soluciones de Business Intelligence a países con menor presupuesto, al mismo tiempo que profesionalizó a los analistas que anteriormente se ocupaban de la carga de información y análisis de datos.

La problemática de Bayer era que reportes iguales se desarrollaban por diferentes países y divisiones, lo que implicaba que muchos usuarios realicen el mismo trabajo. Todo esto hacía imposible que se puedan cruzar auditorías para tener un panorama completo del negocio rápidamente y crear nuevos reportes por la falta de plataformas de Business Intelligence. Los usuarios estaban asignados al trabajo manual para procesar la información y preparar reportes mensuales que podían ser automatizados y, en los países con pocos recursos, se tercerizaba el armado a un costo muy alto.

En 2009, se formó un comité para diseñar la solución regional desde Argentina. En 2010 se lanzó el piloto en Argentina y Chile, y este año, la plataforma de Cognos BI ya se encuentra en 8 países con planes de seguir expandiéndose. A través de la solución de IBM, la negociación con proveedores está centralizada y los costos de soporte reducidos. Además se generó una sinergia de trabajo dentro de la región latinoamericana y los países con menores recursos resultaron altamente beneficiados.