La historia y definición del cambio organizacional

El concepto de “gestión del cambio organizacional” puede ser confuso. Se trata de la aplicación de muchas ideas diferentes provenientes de los campos de la ingeniería, negocios y psicología, lo que lo hace muy abarcativo y difícil de definir. Cómo los cambios en las organizaciones se han vuelto más frecuentes y son ya una necesidad para la supervivencia de las compañías actuales, el cuerpo de conocimiento conocido como “gestión del cambio ” también ha crecido.

Si bien este fenómeno es una tendencia general positiva, los líderes de las compañías presentan cada vez más confusión sobre lo que realmente significa la gestión del cambio organizacional. Para lograr que su trabajo de gestión de cambio resulte exitoso, en este artículo lo ayudaremos explicando su historia y evolución. Discutiremos sobre el por qué es una competencia necesaria para las operaciones de negocios de hoy .

Para entender la gestión del cambio organizacional como la conocemos hoy en día, es necesario considerar dos campos convergentes y predominantes del pensamiento: el enfoque de un ingeniero para mejorar el rendimiento del negocio, y el enfoque de un psicólogo para gestionar el aspecto humano del cambio .

La gestión del cambio organizacional y los ingenieros

En primer lugar, se suele estudiar cómo hacer cambios en las operaciones de una empresa como un sistema. Esta perspectiva se centra en los elementos observables y medibles del negocio que se pueden cambiar o mejorar, incluyendo la estrategia de negocio, procesos, sistemas, estructuras organizacionales y roles de trabajo. Desde esta perspectiva, un negocio es como un reloj, donde cada una de las piezas mecánicas se pueden cambiar o alternar para producir una solución previsible y deseable. Así, el cambio puede ser gradual como se ve en los métodos continuos de mejora de proceso.

La gestión del cambio organizacional y los psicólogos

La otra cara de la historia comienza con psicólogos. Preocupados por cómo los seres humanos reaccionan a su entorno, el campo de la psicología se ha centrado a menudo en la forma en que un individuo piensa y se comporta en una situación particular. Los seres humanos a menudo están expuestos a los cambios, por lo tanto, reaccionan.  El resultado de esta evolución es que dos escuelas de pensamiento han surgido. La siguiente tabla resume las principales diferencias y contrasta los dos enfoques en términos de práctica comercial, medidas de éxito y perspectivas sobre el cambio.

Los especialistas en los cambios de negocio se han dado cuenta de que la aplicación de cualquiera de estos dos enfoques, de forma aislada, no tendrá éxito. Las contribuciones de los campos tanto de la ingeniería como de la psicología están produciendo una convergencia de pensamiento que es crucial para el diseño e implementación de cambios en un negocio exitoso.

En otras palabras, una empresa debe examinar constantemente su desempeño, estrategia, procesos y sistemas para entender los cambios que son necesarios hacer. El aumento de factores externos e internos han hecho de esta estrategia algo esencial para su supervivencia. Sin embargo, una organización también debe entender las implicaciones de sus empleados ante un nuevo cambio en el negocio. De su cultura, de sus valores, de la historia y la capacidad de cambio.

¿Qué significa esto para la definición de la gestión del cambio organizacional?

En primer lugar, es importante reconocer que tanto la ingeniería así como los aspectos psicológicos deben ser considerados para lograr un cambio exitoso. En segundo lugar, que las metodologías de mejora de negocio deben juntar estas dos disciplinas en un modelo integral para el llegar a alcanzar el cambio deseado. Por último, que cuando usted lee o estudia la literatura de gestión de cambios, debe asegurarse de identificar cómo se utiliza la gestión del cambio.

¿Por qué es una competencia necesaria para los negocios de hoy?
Las piezas centrales de las organizaciones tradicionales son: control, coherencia y previsibilidad.  Estos valores determinarán que la toma de decisiones se encuentre en la parte superior de la empresa, dejando la ejecución y la implementación en las capas intermedias de una organización. Además, una nueva cultura de trabajo ha evolucionado en muchas de las empresas de hoy, donde una nueva generación de empleados se distinguen por:

  1. Tomar con responsabilidad su trabajo.
  2. Buscar las mejoras de sus procesos de trabajo.
  3. Sentirse capaces de tomar decisiones.

Entonces, ¿cuál es el problema? La evolución de los valores tradicionales de control, la previsibilidad y coherencia a los nuevos valores centrados en la responsabilidad, propiedad y poder, han hecho que la implementación de cambios en el negocio sea más difícil, ya que a los empleados se les ha enseñado a cuestionar y analizar sus actividades del día a día y son recompensados ??por ello. Entonces ¿por qué habríamos de esperar que no se cuestionen y se resistan a las nuevas iniciativas de cambio?

La respuesta de los empleados ha pasado de “sí, señor” a “¿por qué estamos haciendo eso”. Y acá, es dónde  el líder del cambio debe adaptarse. En otras palabras, la incapacidad para gestionar el lado humano de un cambio de negocio en presencia de una nueva cultura y de nuevos valores es un importante contribuyente camino a cambios empresariales fallidos. El no poder gestionar el lado humano de los resultados fallidos es una incapacidad para darse cuenta de las nuevas estrategias y objetivos de negocio.

Reconocer que tanto la ingeniería como los aspectos psicológicos deben ser considerados para el cambio de negocios con éxito, es lo más importante . Aunque pueden emplearse muchas técnicas para diseñar la solución a un problema u oportunidad de negocio (es decir,  el cambio de negocios) , la gestión del cambio incluye procesos , herramientas y técnicas para conocer la reacción de las personas y  poder lograr el resultado de negocios más exitoso dándose cuenta del cambio positivo dentro de la infraestructura social del lugar de trabajo.

La gestión del cambio es una competencia necesaria en los negocios hoy en día. El cambio considerando los valores fundamentales de los empleados, ese  cambio se va a aceptar el cambio , siempre y cuando se sientan parte del proceso . Con la introducción de los nuevos valores empresariales de hoy en día , se debe esperar resistencia de los empleados . Y ante la ausencia de gestión del cambio, esta resistencia puede paralizar un cambio empresarial. Por eso, debemos estar preparados y capacitados para analizar todos los factores que se conjugan en este proceso, arduo, pero tan importante para el crecimiento empresarial.

Fuente: Change Management

Adaptado por la División consultoría de Evaluando Software

 

¿qué software es apto para su empresa?

Acceda a nuestros evaluadores

Deja un comentario