Los Sistemas Logísticos de la cadena de Suministro

La logística es la parte de la cadena de suministro que planifica, almacena, implementa y controla el flujo eficiente y eficaz de productos, servicios e información entre el punto de origen y el punto de consumo, con el fin de satisfacer al cliente y los requerimientos legales.

En las actividades logísticas, el uso de IoT hace que la gestión esté muy relacionada con los sistemas de transporte. La logística tradicional tiene un gran problema, y es que entre el proveedor y la venta no hay conexión, el inventario en toda la cadena de suministro es opaco y la información no se comparte . Dos de las debilidades de los sistemas logísticos actuales son:

Se construyen generalmente caso por caso para adaptarse a ciertos entornos logísticos.
Carecen de reutilización y flexibilidad.

Internet de las cosas en la cadena de suministro

Con la aplicación de Internet de las Cosas (IoT) en la cadena de suministro se integra y se comparte la información, teniendo diversos mecanismos de coordinación, tomando decisiones con rapidez, y gestionando los flujos de materiales a través de la integración y el intercambio de información.

La datos generados por elementos de IoT en el transporte permite el seguimiento y control de los productos en tiempo real, a lo largo de todo el proceso logístico. El uso de Internet de las Cosas permite que se mejore la toma de decisiones, haciendo que las operaciones logísticas se puedan realizar de manera más eficiente y cómoda, reduciendo los costos logísticos de inventario y mejorando la calidad del servicio.

Para una mejor comprensión del funcionamiento de la cadena de suministro, se va a explicar brevemente las partes que componen las infraestructuras logísticas.

Vehículos

Son los elementos que se encargan del transporte de los productos tales como, los camiones, aviones, locomotoras y barcos.

Infraestructuras logísticas

Son necesarias para que los vehículos y elementos auxiliares (como los contenedores) puedan trasladarse de un lugar a otro tales como, los puertos, los patios, los centros de consolidación/desconsolidación, los almacenes y los centros de distribución. Estas infraestructuras incluyen:

Equipamiento móvil

Por ejemplo las carretillas elevadoras, tractores de jardín, carretillas para contenedores, grúas móviles, y así sucesivamente. Equipo estacionario o semiestacionario. Las grúas pórtico, cinta transportadoras, carruseles, sistemas de almacenamiento y recuperación automatizados.

Las estructuras y/o dispositivos auxiliares

Por ejemplo los sensores en las puertas del muelle, los postes de luz, los incrustados en el piso o bajo del pavimento, incluso en los techos y otras estructuras.

Redes viarias

Bien sean carreteras, vías férreas, pistas de aterrizaje, canales y otros conductos de transporte.

Mejoras de los sistemas logísticos con internet de las cosas

Todas las infraestructuras que se han expuesto necesitan que el flujo de información sea satisfactorio, permitiendo mejores tomas de decisiones. Los objetos de IoT procesan la información e interactúan con otros objetos y su entorno. Con la implantación de IoT en la cadena de suministro, se pretende alcanzar la mejora de los siguientes puntos:

Implantar un mecanismo de toma de decisiones

En sistemas logísticos complejos, si se tienen que tomar múltiples decisiones en tiempo real, es más eficiente tomarlas de un modo descentralizado, en vez de tomar una decisión óptima pero tardía.

Integrar el entorno logístico del objeto

Para ser capaz de evaluar su situación actual mediante la percepción directa o por la información adquirida de otras fuentes.

Adquirir y propagar la información

Tanto dentro como fuera de la propia organización

Integrar el software de gestión

Mediante la tecnología de IoT, se gestionan las necesidades personalizadas de los clientes y las previsiones de dichas empresas.

Integrar el sistema de visualización

Para localizar y controlar los vehículos y productos en tiempo real

Integrar la automatización

Para controlar y operar las operaciones logísticas.

Figura 1 – Implantación de IoT en el futuro. Fuente: (Teruel, 2014)

Promocionar el uso de IoT en la cadena

Para llevar a cabo con éxito la aplicación de IoT en logística se requerirá una estrecha colaboración con altos niveles de participación entre los diferentes actores y competidores dentro de la cadena de suministro. Unas medidas para promocionar el IoT en la logística son:

  • Establecimiento de las normas técnicas estandarizadas para el IoT
  • Incremento de las políticas de los gobiernos en la orientación hacia las tecnologías innovadoras
  • Fomentar en las grandes empresas el establecimiento de un modelo líder
  • Guiar a las empresas a considerar cuestiones de costos en el contexto de los beneficios del sistema
  • Adecuación de las leyes por parte del gobierno en el desarrollo y mejora de los reglamentos de Internet de las Cosas

La aplicación de IoT en la logística de la cadena de suministro es una tarea con complejidad, que en caso de no satisfacerse con éxito, lleva a las dudas sobre la implantación de IoT e incluso a su no implantación. Conviene tener en cuenta los siguientes problemas que pueden surgir:

  • Problemas de la integración del sistema
  • Problema de estandarización técnica
  • Problema del coste
  • Problema de seguridad (divulgación de datos) y privacidad
  • Problema de crecimiento

La logística ha tenido un papel muy importante en el desarrollo económico de cualquier empresa o país, ya que el transporte de los productos es una actividad que aunque no aporte valor añadido al producto, es de vital importancia que se lleve a cabo de la manera más eficaz y eficiente.

La introducción de una tecnología como Internet de las Cosas tendrá un efecto altamente positivo, porque la gestión y control de las mercancías será mucho más detallada, sabiendo en todo momento en que lugar exacto están y el tiempo en el que tardarán en llegar a su destino será más ajustado, con lo que en caso de algún contratiempo, las empresas podrán establecer nuevas medidas mejor consensuadas y con menor margen de error. La coordinación entre los actores de la cadena de suministro aumentará, lo que permitirá ajustar mejor las cantidades de producto y el tiempo necesario para su transporte, con lo que tendrá un beneficio importante en la programación de la producción.

Fuente: Universidad Politécnica de Valencia, Estudio de la implantación de Internet de las Cosas, en las redes Logísticas de la Cadena de Suministro, Antonio Alandí Pajares

Adaptado por la División Consultoría de EvaluandoSoftware.com

 

¿qué software es apto para su empresa?

Acceda a nuestros evaluadores

Deja un comentario