Los sistemas de gestión de calidad o también conocido como SGC, son una herramienta perfecta para aquellas organizaciones que desean que sus productos y servicios cumplan con los máximos estándares de calidad y así lograr y mantener la satisfacción de sus clientes.

Los Sistemas de Gestión de la Calidad se basan en la familia de normas de la serie ISO 9000 que está compuesta por:

  • ISO 9000 “Sistemas de gestión de calidad. Principios y vocabulario”: contiene los fundamentos de los SGC, términos y definiciones.
  • ISO 9001 “Sistemas de gestión de calidad. Requisitos”: incluye los requisitos en los que se debe basar y cumplir un Sistema de Gestión de Calidad.
  • ISO 9004 “Gestión para el éxito sostenido de una organización. Enfoque de gestión de la calidad”: comprende las directrices para mejorar el desempeño de una organización y garantizar el éxito sostenido.

De las normas mencionadas hasta el momento, el estándar ISO 9001:2015 es el que debe ser utilizado durante la implantación de los sistemas de gestión de calidad y la que permite obtener la certificación.

Del mismo modo existen otras normas ISO sobre la calidad en otros aspectos específicos vinculados con el sector automovilístico (ISO/TS 16949) o con los laboratorios de ensayo y/o calibración (ISO 17025).

Principios de Gestión de la Calidad

La familia de normas ISO 9000 está fundamentada en ocho principios de gestión de calidad, su finalidad es dirigir a las organizaciones al éxito. Para ello se enfocan principalmente al cliente y a la mejora continua. Los ocho principios de gestión de la calidad son:

  1. Enfoque al cliente.
  2. Liderazgo.
  3. Participación del personal.
  4. Enfoque basado en procesos.
  5. Enfoque de sistema para la gestión.
  6. Mejora continua.
  7. Enfoque basado en hechos para la toma de decisión.
  8. Relaciones mutuamente beneficiosas con el proveedor.

Fuente: ISOTools.

Adaptado por la División consultoría de EvaluandoSoftware.com